Chispas | BNV: VÍCTIMA DEL CARTEL ¨COLORAO¨ - Chispas

La banca es uno de los negocios mas sencillos de entender: el banco le recibe a usted su dinero a cambio de una tasa de interés, a su vez lo presta a quienes lo necesitan para poner un negocio, comprar una casa o un bien cualquiera, cobrándole un porcentaje, obteniendo una diferencia que son sus ganancias.
Es decir, la mercancía de la banca es el dinero y el negocio se fundamenta en la confianza de los depositantes junto con la responsabilidad del depositario.
Ahora que se está discutiendo en el Congreso Nacional, una ley para fundar una nueva entidad bancaria estatal para el fomento de las exportaciones, cuyas siglas serían BANDEX, es bueno recordar los pasos que se han seguido para llevar al descrédito y pérdida de confianza en el antiguo Banco Nacional de la Vivienda (BNV), lo cual podría servir de fórmula a enseñar en las escuelas financieras.
Para quebrar un banco siga cuidadosamente estos pasos:
1. Permita que a un banco estatal le echen el ojo los integrantes del llamado ¨cartel colorao¨, estos son los ¨reformistas¨ que se enganchan en todos los gobiernos, cambiándose de chaqueta sin ningún tipo de vergüenza.
2. Envíe a uno de esos políticos como gerente de la entidad bancaria sin ninguno tipo de aval académico ni experiencia en el área.
3. A esto agréguele mano libre para nombrar como miembros del Consejo de Directores a sus con-militones, en alianza con el miembro del Comité Político del partido de gobierno que lo preside.
4. Déle libertad a la Gerencia para aprobar los préstamos que quiera sin ningún tipo de supervisión ni transparencia, ya que el Consejo está dominado por los nombramientos de políticos, cuya única experiencia bancaria ha sido tener una cuenta de ahorros o haber tomado un préstamo para comprar un automóvil en una feria navideña.
5. No le importe si las garantías para otorgar los prestamos cubren los montos de los mismos, después de todo eso es dinero del estado y por lo tanto no tiene doliente.
6. Quítele el poder de supervision a la Superintendencia de Bancos, después de todo el banco estatal está dirigido por miembros de un partido político, por lo tanto pertenecen a la casta de privilegiados a quienes nunca llegará la mano de la justicia.
7. Permita que la cartera de prestamos morosos, malos, incobrables; aumente de 12 millones de pesos en el 2004 a 1,300 millones en el 2012, sin que nadie quiera dar una explicación de como ocurrió una barbaridad de este tipo.
8. Deje que a nadie le importe la lista de los deudores morosos, quiénes tomaron prestamos y no los pagan, cuáles son las garantías dadas por esos préstamos y si se usaron los fondos del banco para beneficio de aliados políticos y económicos. 
9. A la falta de supervisión y rendición de cuentas, agréguele la ansiedad económica que históricamente caracteriza a los que tomaron el ascensor social de la política como su medio de vida, ya que han fracasado en todas las actividades profesionales y empresariales en que se han embarcado.
10. Ahora agarre toda esa cartera de prestamos y  véndala con las pérdidas acumuladas por los préstamos malos a una Asociación de Ahorros y Prestamos, claro, con un sustancial descuento, porque la mayoría de esos prestamos son incobrables. 
11. Después de sumar y restar, trate de mandar al cajón del olvido lo que ocurrió en ese banco, porque lo único que aparentemente pasó, fue que el dinero depositado se transfirió de las bóvedas del banco a los bolsillos de los que dieron garantías que no soportan los prestamos entregados, y quien perdió fue el Estado, es decir nadie.
12. Aplíquele a los fondos públicos la máxima: ¨a lo que nada nos cuesta, hagámosle fiesta¨ y cuente con la complicidad de la clase política a la cual usted pertenece.
A los lectores solo tienen que poner el nombre del Banco Nacional de la Vivienda, donde dice  banco estatal.
Al ¨cartel colorao¨ pertenecen Leonardo Matos Berrido y Federico Antún Batlle, quienes tienen la obligación de aclarar, a quienes se le prestaron los 1,300 millones de pesos de prestamos en mora del BNV, además de los avalúos y garantías que soportaron esos préstamos. 
Además, Eduardo Selman y Joaquín Gerónimo, ambos miembros del Partido de la Liberación Dominicana, tienen la responsabilidad de aclarar el papel que han jugado a su paso por el BNV en los últimos diez años, uno como Presidente del Consejo de directores y el otro cuando asumió la gerencia durante año y medio.
Todas estas aclaraciones debieron haber sido hechas, antes de pedirle al Congreso que apruebe poner en manos de políticos cuestionados, el 10% de los fondos de pensiones. acumulados con el sacrificio de los empresarios y trabajadores dominicanos.
En el caso de quien escribe, miembro del Partido Reformista Social Cristiano, y aliado leal del PLD, tanto en sus años de gobierno como en la oposición, además de político y funcionario público nombrado por  Leonel Fernández y Danilo Medina, nos interesan las aclaraciones para que no haya confusiones, porque, podríamos haber estado juntos con los que han dirigido el BNV, pero nunca jamás revueltos.

Leave a Comment