Chispas | LA DECISIÓN DEL REY SALOMÓN - Chispas

Dos mujeres son traídas ante el joven Rey Salomón con una disputa muy difícil de resolver, había una gran expectativa en la sala de audiencias, pues todo el mundo se preguntaba, como podría llegar a una decisión que verdaderamente fuera justa.
Este es el caso:
Dos mujeres compartían una habitación, ambas dieron a luz en fechas aproximadas y dormían junto a sus niños recién nacidos.
En la noche una de ellas de modo accidental se dio la vuelta sobre su hijo y lo asfixió con su cuerpo, muy temprano al despertarse notó que estaba frío e inmóvil, por lo que sigilosamente cambió el bebé muerto con el de la otra madre.
Al despertar la madre encontró a su bebé muerto y comenzó a llorar desconsoladamente y miraba como la otra acurrucaba al niño que vivía; hasta que al examinar en forma cuidadosa al muerto descubrió que no era el suyo, sino que lo habían cambiado.
¨Ese niño es el mío¨ le gritó a la otra madre, mientras esta se aferraba al bebé vivo y replicaba: ¨estas equivocada, este es mi híjo¨.
Con esta disputa fueron ambas llevadas ante el Rey Salomón, para que decidiera, quien era la verdadera madre.
El Rey pidió silencio a las dos madres y ordenó a uno de sus guardias que sacara su espada y cortara al niño por la mitad para que diera una parte a cada una de las mujeres.
Toda la atención se centró entonces en el guardia, que dudaba si Salomón estaba hablando en serio, hasta que el Rey le repitió la orden y sacando su brillante y filosa espada se acercó a las madres para ejecutar la orden sobre el niño.
Cuando ya acercaba la espada al cuerpo de la criatura, la verdadera madre se arrodilló frente al Rey y le suplica: ¨dale el niño vivo a esta mujer y no lo mátes¨, mientras la otra fríamente le dijo: ¨que no sea para mi ni para ti, que lo partan en dos¨.
Así supo Salomón sin ningún género de dudas quien era la verdadera madre.

¨PARTAN EN DOS ESE PARTIDO¨

El Partido Rebulú.cionario Dominicano dejó que en el día de ayer el guardia de Salomón ejecutara la sentencia del Rey partiendo en dos a esa organización política.
La fuerza pública tuvo que rodear dos reuniones paralelas encabezada una, por el Presidente del partido Miguel Vargas y la otra por Hipólito Mejia expresidente de la República y líder de la disidencia.
Lo que comenzó como discusión interna después de la convención del 2011, aparentemente ha terminado con el filo de la espada desguazando en partes al partido mas antiguo y mas conflictivo de la historia política dominicana.
Ya se anunció en la reunión de Mejía y compartes el nacimiento de una nueva organización política, llamada Partido Revolucionario Peña Gomista, o algo así, que competirá en las próximas elecciones nacionales con candidatos en toda la geografía nacional.
De parte del PRD de Miguel Vargas, se decidió en una reunión relámpago, elegir a los presidentes de los llamados ¨frentes de masas¨, lo que dio inicio a la convención que en el actual escenario, lo reelegirá como presidente del PRD y candidato para las elecciones del 2016.
Ambos, tanto Hipólito como Miguel, han actuado como la falsa madre de la historia del Rey Salomón: ¨que no sea ni para ti ni para mi, que lo partan en dos¨.

CARICATURA DE DEMOCRACIA

La democracia es el gobierno de la mayoría, aunque muchos no entiendan que exige respeto y consideración con las minorías.
Un sistema democrático fuerte y desarrollado exige al mismo tiempo la existencia de partidos políticos con cultura y practica democrática, en el caso de los partidos políticos dominicanos, esta no ha sido la norma sino la excepción.
El Partido Rebulú.cionario Dominicano, es uno de los ejemplos paradigmáticos del desorden que caracteriza a la sociedad dominicana, y nuestra tendencia a no cumplir reglas que son universales para la buena convivencia.
Un partido político es una representación del país, y la actuación se quienes lo encabezan, debería reflejar lo que sería la conducta de sus dirigentes en caso de asumir las riendas del gran universo nacional que habitamos.
¿Cómo podría hacer un buen gobierno un partido que es incapaz de dirimir sus diferencias usando métodos democráticos?
Lo que esta cosechando el PRD en estos momentos, es el resultado del atraso institucional que existe en su interior, lo que le impide la realización de procesos internos  aceptados por las partes.
Así, en el año 2011, cuando se realiza la convención que elige a Hipólito Mejía como candidato, no existía un padrón de electores, la comisión electoral impuso en forma draconiana los resultados y a quien lo tocaba unir las partes, que es quien asume la candidatura, se dedica en forma arrogante a denigrar y golpear a sus propios compañeros de partido.
Del otro lado Miguel Vargas, entrega la candidatura al ganador en un acto en el Palacio de los Deportes, y se desaparece de una campaña a la cual fue llamado al final del proceso electoral, cuando ya las encuestas mostraban claramente que el candidato de su partido había dilapidado una ventaja de 22 puntos porcentuales y lo necesitaba desesperadamente.

¨ESA ES TU MADRE Y ESTA ES LA TUYA¨

Si la lucha interna del Partido Rebulú.cionario Dominicano estuviera centrada en diferencias ideológicas, si se discutieran los matices que debía poseer un proyecto nacional que los diferencie, si los temas de la división fueran la preocupación por el abordaje de los problemas del país; quizás podríamos aceptar que llegaron a situaciones irreconciliables desde el punto de vista político.
Pues no, las únicas diferencias entre los dirigentes de ese partido son personales; se trata de discusiones y heridas que los dividen por la enorme ambición de poder y deseo inmenso de repartirse la riqueza que todos producimos.
Esto nos recuerda al juego y posterior pelea que muchos practicaban al salir de la escuela; se ponía un objeto cualquiera en el hombro de dos contrincantes y se les decía: ¨esta es tu madre y esta es la tuya, si una de las dos es tirada al piso hay pléito¨. 
Pues es lo mismo, Miguel e Hipólito han estado jugando al ofendido, ´que si esta es tu mamá y esta la mía, que como me tumbaste la mía pues nos vamos a los puños¨.
Ahora, imaginémonos que uno de esos ¨padres de la patria¨ estuviera ejerciendo la presidencia de la República y el otro jefe y presidente del partido de gobierno: ¨ ni que Dios nos agarre confesados¨ nos hubiera salvado del desastre.

Leave a Comment