Chispas | EL RETO DEL GOBIERNO A LOS EMPRESARIOS DOMINICANOS EN ADOEXPO - Chispas

Las naciones que pertenecen al mundo desarrollado comparten una historia que las vincula a los inicios del capitalismo, el colonialismo, los inventos que transformaron las formas de producción, la revolución industrial en todas sus fases y el surgimiento de una clase de propietarios que ha acumulado fortunas a través de la inversión.

A esto solo escapan algunos países de Asia, que en algún momento se les denominó los ¨tigres de Asia¨, que se desarrollaron a partir de políticas publicas implementadas por gobiernos autoritarios (Singapur, Corea del Sur, Taiwan y Hong Kong) que los llevaron al vapor a niveles de vida similares a los que habitan las primeras economías históricas del mundo.

América Latina en cambio, es un sub-continente, que a pesar de los enormes recursos naturales que posee, ha tenido como lastre una clase política mas preocupada por vivir discutiendo y perder en tiempo en interminables discusiones ideológicas, ademas de una clase empresarial que con pocas excepciones esta dispuesta arriesgar su capital en iniciativas novedosas y muchas veces riesgosas.

En nuestros países la excepción es Chile, que por algo fue el primer país latinoamericano que perteneció al OCDE y es considerado, a partir de sus indicadores económicos, el país que mas se acerca a las cifras que podrían declararlo un país miembro del club de los países desarrollados de la tierra, con un Ingreso Percapita sobre los 25.000 dólares por habitante y una tasa de pobreza que se redujo entre los años 2000 al 2016 desde el 26% hasta el 7.9%.

El secreto de Chile, al igual que el ejemplo que está dando Perú en estos momentos de crecimiento acelerado, es la apertura de su territorio a todo tipo de tratados de libre comercio, Chile es la economía mas abierta de America Latina y la que menos traba pone al comercio y a la creación de empresas, seguridad jurídica, estabilidad política y social, ademas de la diversificación de su economía.

En su discurso de ayer ante la matrícula de la Asociación Dominicana de Exportadores (ADOEXPO), el Ministro Administrativo de la Presidencia José Ramón Peralta, quien fue el invitado como orador al almuerzo de ese grupo de empresarios, identificó algunas líneas de inversión que son un constituyen un reto para esa alianza que debe tener el gobierno con los dueños del capital para identificar nichos donde trabaja juntos para el desarrollo del país.

No hay dudas de que el maridaje entre gobierno y capital en el sistema económico en que vivimos, es imprescindible porque por la parte del primero su función es trabajar para disminuir los niveles de pobreza y exclusión que históricamente nos caracterizan como nación, y en el caso de los segundos su función e invertir para ganar dinero por supuesto, pero por las características del capitalismo, este de redistribuye por las vías de los impuestos y los salarios pagados a los trabajadores.

La República Dominicana según lo describió, y creemos que convenció a la mayoría de quienes lo escucharon, es competitiva según Peralta en la producción de una serie de rubros agrícolas que serían beneficiados con mercados cercanos que garantizan la entrada de nuestros productos con los cuáles ya tenemos firmados una serie de tratados de libre comercio de los cuáles no nos estamos beneficiando.

Productos agrícolas como el aguacate, mango, pitajaya, piña y guineos, por ejemplo, son requeridos en mercados que están a nuestro lado, como el CARICOM, Centroamérica y los Estados Unidos, y nos ha hecho falta una visión empresarial de aporte de capitales para inversión en el campo dominicano, que sea capaz de producir para exportación que es la forma en que podríamos accesar a niveles superiores de desarrollo superiores a los que poseemos hoy en día.

La exportación de carne de ganado vacuno hacia el mercado norteamericano, algo en lo que han sido exitosos los países centroamericanos a través del DR-CAFTA, es una prioridad para el gobierno según lo anunció Jose Ramón en el día de ayer, por lo que con las medidas que se están implementando a través de la puesta en funcionamiento de los laboratorios que garanticen la calidad de la carne que podríamos exportar, esta industria podría convertirse en un puntal para el ingreso de divisas para el país.

La República Dominicana posee, y en eso estamos de acuerdo con las lineas que se están trazando desde el gobierno como objetivos económicos a los que podemos acceder en el corto plazo, ventajas comparativas por su ubicación geográfica, clima y conocimiento acumulado en muchos años, para desarrollar una estrategia exportadora de bienes producidos en el campo los que, tienen un mercado garantizado por los tratados de libre comercio con la Unión Europea, el CARICOM. DR-CAFTA y otros que podríamos concluir en el corto plazo y que están en fase de discusión.

Un país ubicado en el centro del Mar Caribe, una puerta real entre Europa y Estados Unidos, con mercados abiertos tanto dentro de su área insular, como son los 7 millones de turistas que esperamos nos visiten este año, el mercado natural de Haití que con sus altas y sus bajas es un importante consumidor de nuestros productos agrícolas y con una perspectiva de usar esta ventaja geográfica para exportar a nuestros vecinos y mucho mas allá, es un país que antes que expectativas pesimistas debe sentirse mas que optimista por su futuro.

Si sumamos las palabras del Ministro Administrativo de la Presidencia a la descripción que hizo el pasado lunes el Presidente Danilo Medina de las posibilidades que tenemos en el sector turístico, incluso lo llamó ¨nuestro petróleo¨, para hacer un símil con la riqueza que produce el llamado ¨oro negro¨ en los países que han tenido la suerte de encontrarlo en su subsuelo, no hay dudas que tenemos la posibilidad de convertirnos en un ejemplo de desarrollo acelerado en nuestro continente.

El reto que lanzó ayer el gobierno en la persona de Peralta en ADOEXPO, es mas que interesante, es un desafío a los que se han planteado las exportaciones de bienes como forma de acumulación de capital y creación de riqueza, no es cierto que en estos momentos de nuestra historia podemos apostar a insertarnos en el mundo de tecnología de punta y competir, para eso nos faltan décadas de enseñanza de matemáticas en nuestras escuelas y creación de la masa crítica de ingenieros que han logrado hazañas inimaginables en los países desarrollados.

Nuestra linea de desarrollo posible en estos momentos está vinculada a los sectores donde somos competitivos, esa es nuestra realidad y debemos aprovecharla; turismo como nuestra mas de 80 mil habitaciones y posibilidad de en tres años llegar a la cifra de 10 millones de visitantes al año, y la inversión de capitales en rubros agrícolas con mercado asegurado, tal como lo describió magistralmente José Ramón Peralta en el día de ayer, son espacios económicos que debemos aprovechar como nación, y esto es lo que nos hace mirar el futuro con optimismo.

Artículos relacionados

VOCES DE UN ONCE DE SEPTIEMBRE (1973 y 2001)
views 47
En la mañana de un día como hoy, once de septiembre, en  Chile, un país perdido allá en el cono sur de nuestro continente, se produjeron las últimas p...

Humberto Salazar

Leave a Comment