FRANK UNDERWOOD Y EL INTENTO DE ¨HOUSE OF CARDS¨ IN DR

Los resultados de la encuesta Greenberg-Diario Libre marcan a un mes de las elecciones, una tendencia muy peligrosa para el animo del díscolo candidato del Partido Revolucionario Moderno, a quien habrá que ponerle mucha atención en esta etapa del periodo pre-electoral, por los juegos de opinión pública que se han venido desarrollando.

Porque, aunque no se pueden tomar los resultados como definitivos, si definen hacia donde se dirige el voto mayoritario y la proyección en términos positivos de las candidaturas del Partido de la Liberación Dominicana.

El PRM por su parte, parece derrumbarse, a pesar del esfuerzo mediático de algunos que mantienen la candidatura de Abinader conectada a los aparatos de cuidados intensivos que proveen de vida artificial.

Es importante hacer notar, la fecha en que se tomó la muestra de Greenberg, entre el 29 de marzo y el 1 de abril, es decir, todavía no se habían conformado los cuatro frentes en que se han dividido el territorio nacional el partido oficial y sus fuerzas aliadas, lo que podría significar que a medida que la campaña electoral arrecie la brecha se amplíe cada vez mas.

A esto súmele la maquinaria organizativa que debe montarse sobre la estructura política para el día de las elecciones, que es el momento clave en que las simpatías se convierten en votos.

Ahí se verá a la maquinaria electoral en que se ha convertido el PLD tirada a las calles asegurando el voto de sus simpatizantes, una militancia ducha ya en ganar elecciones, frente a un partido nuevo como el PRM, que no cuenta con la experiencia organizativa para competir en igualdad de condiciones.

Todo este preambulo es para poner en contexto el estado de animo en que deben estar los seguidores de Abinader y los demás partidos que asumieron el papel de oposición, al ver que todos sus cálculos se han caído frente a la realidad de que la mayoría del pueblo dominicano prefiere seguir con el Presidente Danilo Medina en esta coyuntura histórica.

Y es por esta ventaja que al candidato del PRM se le ha complacido en todo; se suspendieron los nombramientos en la administración pública, se suspendió la publicidad oficial hasta después de las elecciones, se dio autorización a que la Policía Electoral incaute cualquier vehículo oficial que ande ¨caravaneando¨, el Presidente Medina incluso, sale a hacer campaña los días de semana después de las cinco de la tarde.

Además de eso se les ha provisto de todas las informaciones que necesitan en la Junta Central Electoral para el montaje de sus operativos electorales, se les dieron plazos flexibles para cumplir con la ley en el tema de las alianzas y las boletas, cada cosa que piden es llevada al pleno y resuelta de manera inmediata.

No creemos que se haya montado alguna vez un proceso comicial mas transparente que el de este año 2016 y aún así ahora pretenden invadir la JCE con 26 ¨observadores¨ de Wally Brewster y la Embajada de los Estados Unidos, que no es mas que una provocación innecesaria.

Por esto hay que cuidar de que Abinader y compartes no piensen en aplicar el plan ¨B¨ en estas elecciones, que no es mas que el retiro de su candidatura frente a lo que denominaría un ambiente no propicio para la competencia electoral ante su evidente derrota temprana.

A nadie le puede caber en la cabeza, que lo ocurrido con el video de la difamación, que ademas ya lo vio todo el que quiso en las redes sociales y nadie le hizo caso, mas el intento de intervención de la Embajada de los Estados Unidos a través de lo que ellos llaman ¨observadores¨, sea obra de la causalidad, la cual no existe cuando se ejerce la política a tan altos niveles.

A partir de ahora habrá que estar alertas ante todos los movimientos de quienes no soportan la realidad de que el país prefiere al PLD y sus gobiernos, antes que al desorden pepeachista ahora disfrazado de PRM.

Es que la desesperación siempre ha sido mala consejera y mas en aquellos que ya se veían vestidos de blanco recibiendo saludos en el Palacio Nacional el 16 de Agosto de este año y firmando decretos a diestra y siniestra.

Las calles lo dicen y las encuestas también, el PLD y sus aliados ganarán con la ventaja mas grande de la historia democrática de la República Dominicana las próximas elecciones, no dejemos que una oposición derrotada quiera aplicar su plan ¨B¨.

Hay algunos que al parecer se intoxicaron mirando House of Cards y sueñan con convertirse en los Frank Underwood dominicanos, es decir, llegar a la oficina oval sin tener los votos para sentarse en la ¨silla de alfileres¨.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *